Ladrones

Es muy triste tener que escribir una entrada como esta, pero no hay más opción.

Los instintos más bajos de algunas personas les llevan a acceder al centro escolar, aprovechando el fin de semana, para saltar la tapia del huerto y robar los frutos que en él se cultivan.

No es un hecho aislado, no es la primera vez que nos ocurre, pero ya la situación nos parece, cuanto menos, alarmante.

Es deleznable y de lo más ruin entrar en el huerto para robar calabazas (han sido cinco las sustraídas) así como mandarinas (calculamos que unos 4 kg. aproximadamente, de momento).

Antes
Después

Los productos cosechados de nuestro huerto ecológico, en el que trabaja nuestro alumnado, son la base del programa de autofinanciación que hace unas semanas comentamos, programa que plantea el sorteo de lo cosechado para conseguir fondos con los cuales adquirir herramientas o maquinaria para mejorar el rendimiento del terreno.

Si nos roban la cosecha, es imposible su sorteo y por lo tanto la autofinanciación.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s